Wednesday, 9 September 2009

OLIVER STONE: “ASESINOS NATOS” O COMO PIENSA LA IZQUIERDA

Mientras que la violencia siga siendo un problema social y no un problema humano, la triste realidad es que los individuos sin escrúpulos y desprovistos de cualquier noción de Justicia, no necesitarán ni genealogías, ni exámenes genéticos para discriminar negativamente a grupos de población basándose en su potencial violento, pues todo cuanto precisan para hacerlo es un discurso claramente dirigido”


(Niehoff, D. 2000).




Don Oliver Stone está de gira con su amigo Chaves. Stone es director comprometido y brillante en lo suyo, veterano de Vietnam y eterno rebelde de salón, un profesional de “lo contestatario”. Representa de forma magnífica el pensamiento de la izquierda en América y sus películas lo reflejan con claridad. Entre mis favoritas siempre estará “Nacido el 4 de Julio”, aunque solo sea porque creo que la única vez que he visto hacer un buen papel a Tom Cruise.


“Asesinos Natos” (“Natural born killers”) es un ejemplo modelo sobre la interpretación que de la realidad hace la izquierda. La película está hecha de una forma revolucionaria mezclando la estética del videoclip, escenas exageradas, sonidos distorsionados y excesos de planos por segundo con el objeto de deslumbrar al espectador. El sentido del humor es intencionadamente de mal gusto y a veces bastante repugnante. (Hasta a Tarantino le pareció repugnante la parodia de la “soup opera” y no quiso créditos en el guión)

La idea, en todo caso, es que una pareja tipo Bonnie & Clyde se dedica a matar a aquel que se les pone por delante de una forma indiscriminada y sin ningún tipo de remordimiento. Encarnan la idea de la rebeldía y al final, tras un reguero de crímenes y vísceras, terminan juntos dándose besitos en un idílico bosque aparte de las fronteras brutales de la “sociedad”.

El protagonista masculino es psicópata por naturaleza pero se regenera (suponemos) por el amor que recibe de su amada. Es decir el sujeto es “naturalmente” malo y la sociedad fomenta esa maldad. Sin embargo al final por el amor de otro ser humano “sufridor” sale adelante. El origen de la violencia en la protagonista es diferente, vemos que es una niña normal pero que debido a los abusos familiares que recibe en su casa se convierte en violenta.

Reparto de La Culpa en la película:

- La familia es el origen de la maldad de la protagonista.


- Las instituciones sociales promueven la violencia. En este caso se pone énfasis en las penitenciarias.


- La gente disfruta de esta maldad porque se acepta el marketing que produce el capitalismo que hace que la pareja se convierta en una bomba publicitaria y la gente les adora como símbolos.


- La prensa, es decir el sistema capitalista es culpable porque hace mitos de los asesinos para el mercado.


Es decir, todos somos culpables de los crímenes de estos dos fulanos. En ningún momento veo que se juzgue a la pareja. Es decir ellos son la consecuencia de algo dañino y no han más tenido más remedio que salir de allí a tiros para encontrar la redención.

Esto a mi me parece tendencioso y falso. La enseñanza fundamental es que la culpa siempre la tiene “el otro”, que uno es consecuencia de un entorno malvado que no le deja oportunidad de redimirse y por tanto las acciones o aberraciones que puedan hacer vienen de alguna forma comprendidas por el caldo de cultivo en que se ha criado. Esto es el canto a la delincuencia que se dio en España en los 70 por los cantautores, por ejemplo: “Macarra de ceñido pantalón, la, la, la, la, robas la propiedad de los que no te dejan elegir…” (del Maestro Sabina).

Que todos somos hijos de las circunstancias es innegable y que el entorno tiene una influencia en nuestra forma de ser está claro. Ahora bien, de ahí a configurar el entorno, la historia como disculpa permanente para cualquier tipo de acciones es injustificable. Eso es el marxismo en el fondo y otras películas muestran muy bien esa forma de pensar: “Vera Drake”, por ejemplo (Mike Leigh).

En política lo vemos claro con la culpa permanente a la Historia, valores, Dios… La nueva legitimidad viene dada siempre por la culpa de los otros (“El Franquismo costará superarlo 100 años” – Alfonso guerra). Esto anula la responsabilidad individual que yo considero la clave de la libertad.

En la religión pasa lo mismo y no hay mas que oir a los distintos grupos que claman ser cristianos de base: la culpa está en la Institución y en la Jerarquía. En el fondo en el Poder y en La Historia. En el fondo, en todos los sitios menos en mi.


Los cristianos tuvimos un concepto claro desde el principio, y aunque ese concepto está fuera de moda y creo que malinterpretado, me parece que es básico para entender la naturaleza de cada uno: El Pecado Original. Es decir, el mal está dentro de todos y cada uno de nosotros, y por tanto también el bien. Nuestro punto de vista tal como yo lo veo es que se deben de tomar conciencia de esos dos potenciales para de alguna forma desarrollar y perfeccionarse con independencia del entorno que a uno le haya tocado vivir. Es un reto, es complicado pero es posible. A esto se llama perfeccionamiento y autosuperación y para llegar a él es necesario asumir el pasado de cada uno, comprenderse y tirar para adelante.

"Tenemos las prostitutas mas cultas del mundo"
Fidel en "Comandante" otra joya de Oli

8 comments:

Ariovisto said...

Muy buen post, my darling.
Whole, completed...

Enhorabuena.

avigoria said...

Un articulo realmente interesante.
En una ocasion, con motivo de un entrevista de trabajo, y más concretamente en una dinamica de grupo, nos plantearon la siguiente cuestion: una mujer infiel con un marido muy celoso pero que se mostraba frio, insensible e indiferente con su mujer, sale de su casa de noche, a escondidas y en ausencia de su marido que se encontraba en viaje de negocios, para reunirse con su amante que vive al otro lado de un rio. De madrugada, y antes de que su marido vuelva de su viaje, ella debe regresar a casa, pero cuando llega al puente, en mitad del mismo hay un asesino que solo la matará si cruza. Un barquero puede pasarla, pero no tiene dinero y sin dinero no la pasa a la otra orilla a sabiendas de que el asesino la matará si cruza por el puente. Su amante no quiere saber nada, ni la presta dinero ni la acompaña, y finalmente no sabe nadar por lo que no puede cruzar a nado.
Ante esta situacion se tira al agua y muere ahogada...

De quien es la culpa?

Es curioso, porque una de las reflexiones que hice en aquel momento, y la sigo manteniendo a día de hoy es la diferencia entre culpa y responsabilidad.
Si yo tomo la decision equivocada por las circunstancias que me rodean, soy culpable? Soy responsable? Para mi la diferencia se encuentra en la intencionalidad. Uno es culpable cuando puede elegir y deliberadamente decide hacer el mal. Un es responsable de sus actos pero no es culpable cuando no puede o no sabe elegir. Está claro que la delincuencia es un camino elegido, de hecho cuando uno quiere sale.
Sin embargo las circunstancias que te rodean, en ocncreto en tu infancia, marcan y hacen que no seas culpable por intentar sobrevivir...

Dejo la reflexión abierta para quien me quiera coger el testigo...

Un abrazo Mc

PD: como de costumbre, poniendo sobre la mesa temas interesantes!

buggy said...

Lo que tiene mérito no es ser multimillonario y comunista en una democracia como la estadounidense, sino ser un demócrata en una dictadura como la cubana.

Estos hijos de p..a tocapelotas en lugar de hacer lo que está en su mano para ayudar a la gente que sobrevive como puede en esa dictadura o en la misma Venezuela, se dedican a reírle las gracias a los comunistas. Debe ser lo más cool en su club de golf. Ser tocapelotas o abogado del diablo tiene su gracia cuando estás con tus amigotes hablando de fútbol, pero que cuando apoyas a totalitarios como Chávez el tocapelotismo se convierte en apoyo al fascismo.

¡Como para ver películas de este fascista!

Buen artículo, Mc, Muy interesante.

rogebcn said...

Muy interesante el matiz entre responsabilidad y culpabilidad que plantea Avigoria, con el pretexto de "El loco", un clásico de la dinámica de grupos.

A mi entender, y en una primera aproximación, la libertad de acción tiene que ver con la elección, y elegir es un proceso que implica una entidad que elige al menos entre dos opciones, y lo hace comparándolas con un determinado patrón que el que elige da por {verdadero}.

La cuestión está en como ese patrón, y no otro, llegó a la {mente} del que elige. En ese sentido una persona no es responsable ni culpable de lo que hace, digamos que tan sólo es obediente, puesto que ese patrón no es él ni forma parte intrínseca de él,ni es objetiva y demostrablemente verdadero, es algo aprendido culturalmente o mediado por su instinto, y en ninguno de los casos es universal.
El relativismo es realmente un abordaje muy potente.

Es cierto que podemos cambiar de patrón con la experiencia, pero tan sólo cambiándolo por otro (y como se trata de una elección de acción, apoyándonos en otro patrón), a los que se les puede aplicar el mismo razonamiento. Vamos, algo parecido a los argumentos de Santo Tomas sobre lo contingente y dios.

Hace años que no veo salida lógica al tema de la Libertad y por tanto al de la responsabilidad o al de la culpabilidad.Se agradecen pistas.

Un saludo a todos,

Roge

rogebcn said...

Pd:
Con respecto a la cuestión de "El loco" (El caso Elle), comentar que no tiene solución, es tan sólo un pretexto para observar la comunicación y la persuasión entre los diferentes miembros del grupo.

Roge

McMurphy said...

Pensando en esto de la libertad en general yo veo que un problema de jerarquía de valores y educación en la responsabilidad individual teniendo en cuenta las consecuencias que cada acción por minúscula que sea tiene en los demás y en sí mismo.
En este sentido cada vez entiendo mas la visión católica del mundo que hace que cada aspecto de la vida desde un minúsculo pensamiento hasta la mas insignificante acción tiene consecuencias. Es un sistema de perfección inaudita que se basa en que aquellas decisiones que te van a proporcionar la libertad (libertad como resultado, liberación) son hechas en base a la obediencia (esclavitud) de eso que se llama voluntad de Dios o vocación.
Me fascina cada vez mas esto porque veo que la razón se invierte en significados si planteamos el tema desde la visión del mundo (libertad de elección) o la visión digamos cristiana (libertad como resultado).
Bueno, es otro punto de vista.

rogebcn said...

Pues sí, McMurphy, es un buen punto de vista, el que denominas la libertad como resultado.

No obstante no es un punto de vista exclusivamente católico, el Karma hinduista, el Zen, la psicostasis egipcia, y en general cualquier religión tratan de lo mismo, el sometimiento a unas normas postuladas como {verdaderas}, para conseguir la liberación final. Entonces, si el mecanismo es el mismo, ¿en qué se diferencian unas de otras?
El laicismo se opone frontalmente a todo esto.

Mientras escribo esto me doy cuenta de que la escenografía del pesaje de las almas de Osiris, con la balanza con el corazón del difunto faraón en un lado y la pluma de avestruz de Maat en el otro, es una representación visual que encaja perfectamente con la estructura de la decisión que esbocé en el anterior comentario.

Un abrazo,

Roge

carabela said...

Hi dear MM:

Ya veo que estas en plena forma y no sabes cuanto me alegro dear friend. Well,I know that you will also like to see how the american people use their LIBERTY to march in Washington and let our political "servants" know what we want or else...espero que hayas visto algo de nuestra gran marcha.

Libertad en accion.

No se te ocurra ver la ultima peli de Tarantino...una verdadera chorrada.

Hugs and kisses